Otro año en el infierno

Final

El Racing certificó su permanencia en la segunda divisióon B en el miniestadi tras empatar sin goles ante un Barça B que dejó casi todo el pescado vendido con el 1-4 de la ida. En el partido hubo muy poco que destacar, del que no se puede deciir casi nada. Viadero escogió a Álvaro Peña como sustituto de Abdón en la delantera, pero no tuvo efecto, ya que este terminaba operando en el centro del campo, dejando solo a Dani Aquino en el área.

En la segunda parte Viadero intentó agitar el equipo metiendo a César Díaz y Carlos Álvarez, retrasando la posición de Granero y la de Álvaro Peña. El Racing si lo intentó en la segynda parte pero estuvo errático. Las ocasiones más claras estuvieron en los pies de Gándara y un disparo de Aquino que Súarez consiguió rechazar.

El proyecto en Segunda B aún es una incógnita, ya que en rueda de prensa Viadero no habló sobre su futuro, y es una misión imposibble retener al bloque de este año, por lo cual desde el Racing ya se comienza a trabajar con un club en la tercera categoría del fútbol español.